martes, 20 de diciembre de 2011

Miniempleos

La semana pasada saltó a la actualidad el tema de los miniempleos. El Banco Central Europeo (BCE) lanzó la propuesta a mediados de agosto, dentro de un paquete de recomendaciones a España para mejorar los datos de empleo, pero no ha sido hasta esta semana cuando se ha dado una mayor difusión a este concepto.

Según el BCE, esta medida podría ser buena para reducir la tasa de desempleo entre los menores de 26 años (48,9% en octubre), que serían los principales candidatos a ocupar estos “mini puestos”. Los sueldos de los miniempleos estarían por debajo del salario mínimo interprofesional (641,40 euros en 2011), con un límite mínimo de 400 euros.

El presidente de la CEOE, Juan Rosell, se mostró el martes pasado a favor de este tipo de contratación. Las reacciones a estas declaraciones no se hicieron esperar. Dos días después, el secretario general de Comisiones Obreras, Ignacio Fernández Toxo, calificó en una entrevista radiofónica los miniempleos de “cortina de humo” y añadió que este tipo de iniciativas sólo servirán para deteriorar aún más el mercado laboral.

Por su parte, el comisario europeo de Empleo y Asuntos Sociales, Laszlo Andor, declaró que esta opción no debe verse como “la única solución”, sino que debería considerarse como “parte de un paquete más amplio” destinado al fomento de empleo juvenil. Andor opina que hay que incentivar el acceso de los menores de 26 años al mercado laboral, las oportunidades para acceder a becas y prácticas y, sobre todo, “elevar la calidad del empleo juvenil”.

Andor también propuso en su intervención “un mejor uso de los fondos sociales europeos” para crear empleo en los estados miembros de la UE y anunció que la Comisión presentará en breve una propuesta para mejorar el empleo.

Finalidad de los miniempleos

Los miniempleos funcionan en otros países de la Unión Europea, como en Alemania. Por lo poco que conozco a nivel personal de este tipo de puestos, suelen ser calificados más como una ocupación complementaria o trabajos para estudiantes, ya que las jornadas laborales de este tipo de empleos son más reducidas y permiten obtener ingresos durante el periodo de formación.

Durante la recopilación de noticias sobre este tema no he podido averiguar qué utilización se pretende dar a este tipo de contratación en España, en caso de que fuera incorporada en una próxima reforma laboral, pero conociendo el mercado laboral español es muy posible que se trate de un medio más para reducir los datos sin preocuparse por la estabilidad y la calidad del empleo.

2 comentarios:

Patricia Vera dijo...

A mí me parece que si se regula estrictamente, es una buena idea. Pero claro, sería bueno para gente entre los 18 y los 25 años, que normalmente está estudiando o cursando un máster, y necesita ciertos ingresos para, al menos, cubrir sus gastos, amén de coger algo de experiencia en el puesto que sea e ir metiendo la cabeza. El problema es que para jóvenes que hayan dejado de estudiar a los, pongamos, 16, estar 10 años con un miniempleo puede ser catastrófico... aunque la verdad es que ya existen los miniempleos fraudulentos, así que no está de más que los regulen.

Elena Rodriguez dijo...

muchas gracias por tus palabras, la verdad es que no todos tenemos las mismas oportunidades para encontrar trabajo o poder formarnos, o poder incluso hacernos emprendedores. yo soy partidaria de hacer de tu talento, tu profesion por lo que animo a que encontremos ayuda mediante miniempleos la verdad. En España puede ayudarnos entre los desempleados si, la verdad es que hay webs que te ayudan bastante a estos miniempleos, como por ejemplo Minijobs . No creo que sea la respuesta a la gran crisis laboral actual pero ayudaría a muchos particulares. #Suerte

Publicar un comentario